Estos son los 5 valores más importantes que aprendemos de la familia

Cada 15 de mayo se celebra el Día Internacional de la Familia.

La intención de la fecha, según la ONU, es “crear conciencia sobre el papel fundamental de las familias en la educación de los hijos desde la primera infancia, y las oportunidades de aprendizaje permanente que existen para niños y jóvenes”.

En honor a la efeméride, en Mi Camino deseamos promover la importancia de la formación que se recibe en casa recordando los 5 valores más importantes que aprendemos de la familia.

¿Qué son los valores familiares?

Muchas veces conocemos un término, pero no sabemos cómo compartir su definición. Un ejemplo de esto pudiera aplicarse a valores familiares; entonces, cuando alguien te pregunte por el concepto responde sin titubeos que son los principios inculcados en el seno del hogar.

La familia es creación divina. El diseño de Dios bien que pudo enfocarse en seres que no se necesitaran entre sí; sin embargo, no podemos sobrevivir sin la ayuda de otros.

La Biblia dice en el libro de Proverbios, capítulo 12, versículo 1: “El que ama la corrección ama la sabiduría; el que aborrece la reprensión es ignorante”. Apreciemos y reconozcamos las lecciones dadas en casa, estas fueron las primeras instrucciones que nos prepararon para la vida.

Los valores más importantes en la familia

Son varias las enseñanzas que se dictan en el hogar.

Nuestra educación está erigida sobre pilares que se han mantenido durante generaciones y son producto de creencias, hábitos y tradiciones múltiples; no obstante, los valores fundamentales que aprendemos de la familia son los que encuentras a continuación.

1.- Respeto

El respeto está estrechamente relacionado con la dignidad, y el amor propio y hacia los demás.

Es un valor que permite reconocer las cualidades y los derechos de nuestros semejantes.

Aceptar las diferencias de otros es una señal de respeto.   

2.- Perdón

Qué difícil puede resultar para algunos perdonar, ¿no?

Para seguir adelante hay que aprender a olvidar los errores de quienes nos rodean. También debemos saber cuándo pedir disculpas. Es de sabios admitir las fallas.

3.- Humildad

Entregar nuestros talentos para el bien común, estimar las habilidades de los demás y saber que los verdaderos tesoros se encuentran en los pequeños detalles de la existencia son características de la humildad. 

4.- Gratitud

“Gracias” es una palabra mágica casi extinta en la actualidad. Agradecer lo que han hecho por nosotros, tan sólo con la voz, es una cualidad que dibuja sonrisas.

Imagínate la emoción de recibir un abrazo por gratitud.

5.- Compromiso

Está casado con la responsabilidad. Hay que acatar deberes y entregar lo mejor de nosotros.

Al hacer una promesa comprometemos nuestra palabra. Cumplirla es muy importante.

La integridad como individuos se la debemos a las virtudes adquiridas en el hogar. ¿Qué otro valor aprendido en tu familia le añadirías a esta lista?

*Redacción: Elianeth Pineda


Si quieres recibir artículos como este en tu correo, ¡suscríbete! Al hacerlo podrás también descargar gratuitamente el folleto “Cómo tomar decisiones correctas”: